Ver morir

Me desperté pensando

en todos los perros muertos que ví en mí vida,

Y también en los que ví morir.

En el hilo de sangre que dibujó un surco en el hocico

de Connie cuando tenía 14.

A los catorce ví morir el primer ser,

de una hemorragia interna.

Desperté esta mañana con esa imagen,

y la de Lucho asfixiado a mis 22.

No tuve tiempo de lamentarlo,

porque llegaban los bomberos a apagar la casa.

Podría haber llorado tanto,

que hubiera acabado con el incendio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s