La calle se parece a un bosque

Me gustan las casas de techos altos los jardines resinosos, el olor a pinos las ventanas amplias, las cortinas corridas. Me siento de espaldas, la calle se parece a un bosque. Cierro los ojos y escucho, el decir de los árboles, las hojas creciendo

Saludo del viento

En una ondulación sobre mi cabeza y al cielo se agitan todas las hojas y los frutos de los pinos Como un saludo del viento recibo la brisa aromática del bosque me acaricia