metsä glade

Deseo ser grande como un bosque, fuerte como un bosque, tan impenetrable como uno, tan oscura. Quisiera albergar cientos de vidas en el centro. En el claro quiero silencio, respeto por las hierbas y las rocas. Que me bordeen árboles altísimos y finos, que los pájaros esquiven mis ramas, que el sol evapore el agua…

La calle se parece a un bosque

Me gustan las casas de techos altos los jardines resinosos, el olor a pinos las ventanas amplias, las cortinas corridas. Me siento de espaldas, la calle se parece a un bosque. Cierro los ojos y escucho, el decir de los árboles, las hojas creciendo

Saludo del viento

En una ondulación sobre mi cabeza y al cielo se agitan todas las hojas y los frutos de los pinos Como un saludo del viento recibo la brisa aromática del bosque me acaricia